Aprende a limpiar el tubo sifónico de un fregadero

El tubo sifónico, también conocido como sifón del fregadero, se atasca y ensucia con relativa facilidad, por eso queremos enseñarte como debes desmontar, limpiar y desatascar esta pieza que se encuentra en el desagüe de cualquier fregadero. Llevando a cabo esta acción de una manera periódica, conseguiremos evitar los atascos y los malos olores que provienen de esta zona de la cocina. Si el problema se encuentra en la cañería, habrá que desmontarla para solucionarlo. A continuación vamos a aprender cómo hacerlo de una manera muy sencilla.

Materiales necesarios y preparación

Para llevar a cabo esta tarea vamos a necesitar unos trapos viejos, unos guantes, un barreño, un desatascador de muelle y un limpiador desengrasante.

Antes de comenzar con nuestra limpieza se recomienda quitar cualquier material que se encuentre debajo del sifón, ya sean productos de limpieza, bombonas, etc., así como fijarnos bien en como se ha hecho la instalación, ya que puede ser de doble codo o que se encuentre acoplada al desagüe de la lavadora, del lavavajllas, o de los dos. Una vez los hayas estudiado, haz una foto para saber después dónde se encontraba exactamente cada pieza.

Pasos para la limpieza de un tubo sifónico

Lo primero que haremos los fontaneros Las Rozas será colocar el barreño debajo del tubo para que caiga sobre él toda la posible suciedad y agua. Después desmontaremos el tapón del codo, si lo tuviera. Si el tubo sifónico tiene una forma similar a un bote, tendremos que desenroscar con cuidado la toma que viene del desagüe. Si este circuito tiene alguna otra toma con uno o varios electrodomésticos, también deben desenroscarse.

Cuando estén separadas todas las piezas, se deben limpiar de manera individual concienzudamente. Para ello se sumergirán todas en agua bien caliente a la que habrá que añadir un limpiador especial para eliminar la grasa. Se dejan en remojo un rato hasta que la suciedad se ablande y se frota después con un estropajo, haciendo hincapié en las zonas con curvas y dentro del tubo.

Si el atasco se encontraba en el mismo y no se necesita limpiar la cañería, ya se pueden ir montando todas las piezas. Si cuando se desmonta el tubo se observa que ho hay ningún atasco, puede que el problema venga de la cañería, en cuyo caso habrá que usar un desatascador de muelle que tendremos que meter dentro de la misma.

En caso de ser necesaria la utilización de este tipo de desatascador, hay que tener sumo cuidado ya que si choca con algo, puede ser tanto el atasco como una curva de la propia cañería, por lo que no hay que forzarlo puesto que podría dañar la tubería.En este caso se debe intentar seguir introduciendo girándolo muy poco a poco.

En el momento de sacarlo se debe girar varias veces e ir muy despacio con la intención de que traiga con él toda la suciedad encontrada. Cuando ya esté todo limpio, es hora de volver a montar el tubo y cualquier conexión que tuviera.

Consejos para mantener el tubo sifónico

Imprescindible usar un desatascador de manera periódica y aplicar de vez en cuando un producto químico desatascador que tendrá que actuar durante cierto tiempo. También puedes prevenir los atascos echando agua muy caliente por el desagüe para que arrastre toda la suciedad.

Nunca eches por la cañería el aceite que has usado a la hora de cocinar , ya que la pasta que se forma en cualquier sartén cuando se enfría, también se crea dentro de la cañería, por lo que su limpieza se hace muy complicada. Siempre hay que llevar el aceite usado a un punto limpio. Por último, es recomendable la utilización de una rejilla para evitar que restos de alimentos o cualquier otro tipo de basura, produzca un atasco.

AVERÍAS EN TUBERÍAS COMUNITARIAS

¿Tienes una avería en las tuberías de tu comunidad de vecinos? ¿Se ha roto una de las tuberías de tu bloque? Esta es una de las averías más comunes en una comunidad de vecinos. Te contamos todo lo que debes saber.

Es imprescindible contar con una empresa del sector de poceros Las Rozas o desatascos que realice un mantenimiento adecuado de las tuberías de nuestra comunidad de vecinos, ya que es la mejor forma de prevenir, en la medida de lo posible, las averías en las tuberías comunitarias. Las roturas o atascos en tuberías a veces son inevitables, pero mucho más aún lo serán si no realizamos un mantenimiento de forma periódica, y este solo puede ser llevado a cabo por un profesional.

Una vez que tengamos la avería, ya no hay marcha atrás, y debemos ponerle solución. Por ello hoy vamos a contaros en este artículo que es lo que se debe hacer en esos momentos en una comunidad de vecinos.

Lo primero de todo, al detectar que algo pasa en nuestras tuberías, o al ver claramente que una de las tuberías de nuestra comunidad de vecinos tiene una fisura o se ha roto, es cerrar la llave de paso de agua general, para evitar males mayores y controlar un poco las consecuencias de la avería. Estos pasos deberá realizarlos el presidente de la comunidad de vecinos a ser posible, ya que forma parte de sus funciones, pero en el caso de que no fuese posible, cualquier vecino deberá ponerse manos a la obra para que se resuelva el problema cuanto antes. Una vez cortada el agua, se debe llamar al seguro que tenga contratado la comunidad, y ellos nos informarán de la cobertura contratada para saber si ese tipo de averías son de su competencia o no, y si ellos se encargan de mandarnos a un profesional de la fontanería, o por el contrario debemos hacerlo de forma privada. En el caso de que tengamos que hacernos cargo nosotros de la elección del fontanero, sería adecuado no llamar al primero que encontremos, sino hacer una búsqueda más avanzada para elegir a un buen profesional que nos garantice calidad, rapidez, y buenas garantías. Una vez la tengamos, debemos contactar con ellos lo antes posible, ya que en una avería de este tipo los minutos cuentan en nuestra contra, y es necesario que la avería se resuelva cuanto antes.

Por último, nuestra recomendación en este caso es que cada comunidad de vecinos cuente de ante mano con una empresa profesional de fontanería que sea de su confianza para que realice el mantenimiento periódico apropiado, y que no tengamos que ponernos a buscar una cuando nos surja la avería sin tiempo, ya que las prisas no son nunca buenas cuando hay que elegir a un profesional de fontanería.

TUBERÍAS PRIVATIVAS Y COMUNES ¿CUÁL ES CUAL?

¿Qué tuberías son privadas y cuáles son comunes? Hoy vamos a responderte a esta pregunta que nos surge a todos respecto a edificios de propiedad horizontal, ya que en una propiedad vertical o única, esta pregunta no sé da por que no existe controversia alguna.

Para contestar a esta pregunta debemos ser conscientes de las diferencias más generales entre tuberías comunes y tuberías privativas en el contexto de una comunidad de vecinos, e igualmente debemos conocer cuáles son los elementos privativos y cuáles son los comunes dentro de la misma.

Los elementos privados o privativos son los pisos o locales comerciales, es decir los espacios delimitados que forman parte de la comunidad de vecinos en la escritura de la división horizontal, que son propiedad individual y no común, es decir, que tienen propietario, son de aprovechamiento exclusivo del mismo e independiente, aunque formen parte de un inmueble, y tengan salida a partes comunes o a la calle.

Los elementos llamados comunes son de uso general de todos los propietarios de los elementos privados, son espacios indivisibles, ya que son de utilidad de todos los vecinos por derecho, y en condiciones de total igualdad.

Los elementos privativos necesitan cumplir una serie de características para que puedan ser considerados de esta forma, que puedan ser exclusivos e individuales, como que los servicios prestados sean solo para un copropietario del inmueble general, es decir, del edificio, aunque esté rodeado de elementos comunes; que preste servicios a un solo copropietario, y qué se encuentre dentro del espacio útil de su vivienda; o que desde la llave de paso, que forma parte del elemento privativo, pasen por el interior de la vivienda o local comercial, y sirva a instalaciones exclusivamente privadas.

¿Cuántos tipos de instalaciones existen en una comunidad de vecinos en función de su carácter comunitario o privativo? En desatrancos Las Rozas podemos clasificarlas en tres tipos de instalaciones dentro de una comunidad de vecinos dependiendo de su carácter de uso.

  1. Instalaciones comunitarias: son las que van desde la entrada del edificio comunitario, hasta la entrada de cada una de las viviendas particulares.
  2. Instalaciones públicas o generales: son las que van por el exterior del edificio, la calle, hasta la entrada del mismo.
  3. Instalaciones de utilidad privativa: son las que van desde la entrada de la vivienda particular hasta el interior de la misma, la zona completamente privada de cada propietario.

TE CONTAMOS COMO DETECTAR FUGAS DE AGUA

¿Crees que puedes tener fugas de agua? ¿Tu factura de agua ha aumentado y no sabes por qué? Te explicamos cómo detectar las fugas de agua para poder resolver este problema tan habitual.

Dar con una fuga de agua no es tan fácil como puede parecer a priori, y lo normal es que necesites de la experiencia de un profesional de la fontanería para encontrarla como son desatascos Las Rozas, a no ser que la fisura sea muy grande y muy evidente. Pero por intentarlo no perdemos nada, y ya tendremos la mitad del camino hecho para que el técnico de fontanería venga ya a lo hecho.

Los profesionales de fontanería cuentan con herramientas y maquinaria especializada que facilita muchísimo esta búsqueda, pudiendo ser realizada de forma rápida y con gran exactitud. Las piezas estrellas para estos casos son las cámaras de inspección de tuberías. Ellas llegan a donde no podríamos llegar nosotros nunca, al interior de la tubería.

Cualquier fisura de tuberías supone un aumento bestial en nuestra factura del agua, el gasto de más nos saldrá de ojo, ya que gota a gota se pueden llegar a perder muchos litros de agua.

Lo importante para darnos cuenta de que algo pasa con nuestras tuberías es estar atentos y poner nuestros cinco sentidos en juego antes de llamar a un profesional dela fontanería y desatascos.

Por ejemplo, si escuchas un sonido que no oías antes, un sonido como seseante, síguelo para saber de dónde viene exactamente. Comprueba la válvula que libera la presión en el tanque de agua caliente, y la bomba de la cisterna del váter, comprueba también que el váter, el lavabo, el bidel, y la bañera estén bien sellados y no tengan ninguna fisura. Comprueba el medidor de agua, corta el agua para comprobar si mientras la tienes cortada el medidor del gasto sigue subiendo, revisa grifos de toda la casa para asegurarte bien, o pon gasas secas encima de los grifos cerrados para comprobar la humedad. También debes comprobar humedades o desconchones en las paredes. No te olvides de comprobar también los bajos del fregadero, del que siempre nos olvidamos.

Y lo más importante de todo, contacta con un profesional como lo son tambien en https://www.obrasdepoceriaenmadrid.es si detectas cualquier anormalidad en el funcionamiento de tus tuberías y desagües, o una subida anormal en tu factura del agua. El tiempo corre en tu contra, no lo dejes pasar.